Acceder a la página www.wakfu.com

No flash

Gestionar los recursos naturales

Tendrás que gestionar de monstruos, plantas o, incluso, el clima de cada territorio. Tú eres el único responsable, el que decide el futuro del medio ambiente que te rodea. Además, los recursos tienen un impacto directo en la evolución de tu personaje y de tu nación. Como dice el refrán popular: «Quien a buen tofu se arrima, ¡buena capa de tofu le cobija!»

Seguir la evolución del ecosistema

En cada territorio, los Miembros de Clan te hacen partícipe de su voluntad sobre la dirección que debe tomar el ecosistema de cada zona. La interfaz Miembros de Clan te indica actual de monstruos o plantas de cada tipo presentes en un territorio, así como los niveles mínimos y máximos que no se deben sobrepasar. Gracias a esta información, siempre sabrás cuál es el estado del ecosistema y podrás seguir el impacto de tus acciones en él. Si consigues satisfacer a los Miembros de Clan, estos te concederán bonus como puntos de vida extra para tu personaje, mejor resistencia a ciertos elementos, etc. Pero sus deseos no son leyes… Por lo tanto, eres libre de elegir entre respetarlos o ir en su contra. ¡Es tu ecosistema!

Los Miembros de Clan también te indican las previsiones meteorológicas de los próximos días: debes tener en cuenta estas previsiones, ya que algunas especies de plantas prefieren el sol, otras la brisa fresca…

Controlar el ecosistema

A excepción de los minerales y los peces, ningún recurso ni ningún monstruo vuelve a aparecer de manera automática tras haberlo recolectado o matado. Tú puedes y debes repoblar el ecosistema reintroduciendo especies en la naturaleza, si no quieres ver como desaparecen totalmente de la faz del Mundo de los Doce. Algo que puede convertirse rápidamente en un gran problema: si no quedan jalatós con los que luchar no habrá sets jalató para nadie más…

Antes
Después

El oficio de peletero permite a los aventureros repoblar la fauna local, una vez que han recolectado la semilla de los monstruos.Del mismo modo, los jugadores podrán destruir o plantar los demás recursos naturales (cereales, flores, árboles, etc.), gracias a los diferentes oficios de recolección.

Explotar los recursos

La flora y la fauna son fuentes indispensables de materias primas para los artesanos.Por ejemplo, imagina que ya no queda trigo, eso quiere decir que tampoco quedará harina de trigo, lo que implica que los panaderos no podrán hacer pan, que es el único objeto consumible con el que el aventurero puede curarse ¡y recuperar puntos de vida!Tu destino está ligado al medio ambiente, ¡razón de más para controlarlo!

Merkasako, el jardín secreto

¡Tu merkasako es mucho más que una casa portátil o una vitrina ambulante! Cuando consigas una merkagema de jardín, podrás plantar, cultivar y recolectar todas las especies vegetales del mundo de WAKFU, directamente en tu merkasako. Además, estarán resguardadas de la intemperie y de los demás jugadores. ¡Un verdadero invernadero sólo para ti!

Orientación del jugador

Cada acción que modifique el equilibrio del ecosistema te aporta un número de puntos de orientación. Si la acción es creadora, como sembrar semillas de trigo o reimplantar especies de jalatós, tu orientación se inclinará hacia el Wakfu.Por el contrario, si tus acciones son destructoras, como cortar un árbol o matar a un pequeño pío, ganarás puntos de Stasis.Cada personaje comienza con una orientación neutral y serán sus acciones a lo largo del tiempo las que definirán su inclinación.

Subir